Estrenos

El origen de la tristeza de Oscar Frenkel


La ópera prima de Oscar Frenkel es una adaptación de la novela de Pablo Ramos en la cual explora, con fuerte dosis de melancolía, el paso de la niñez a la adolescencia.

Con guion del propio escritor Pablo Ramos, El origen de la tristeza supone una adaptación literaria de una novela que tiene como protagonista principal a Gavilán, un niño de doce años que junto a sus amigos comienza a transitar el paso a la adolescencia con cierto dolor a medida que su barrio parece entrar en decadencia.

La película toma algunos de los hechos narrados en la novela y con ellos teje esta historia de un modo en el que muchas veces se acerca más a un ensayo audiovisual, a un documental. Es que la voz en off (del propio Pablo Ramos, quien escribió el libro con muchos tintes autobiográficos) inunda la pantalla y por momentos se impone a la imagen, en una decisión que parece más bien perezosa.

Ramos recita largos pasajes. Algunos de mayor carga poética y algunos otros que no aportan demasiado, al contrario, subrayan lo que uno ya está viendo en pantalla, llegando a decir alguna línea de diálogo que inmediatamente escuchamos decir a uno de sus personajes.

A nivel visual se percibe cierta búsqueda de un estilo. Los colores, los planos cercanos, algunos movimientos de cámara. Maneras que encuentra Frenkel, junto a la trama y a su mayoría de actores niños, de transmitir la melancolía que provoca dejar toda etapa atrás, en este caso la niñez, la nostalgia que le causa a un protagonista adulto -porque la voz narradora es la de un adulto- rememorar aquello que fue (o no).

Entre los juegos con su grupo de amigos, la presencia de la única chica del grupo, un frustrado plan para debutar sexualmente, una escuela transformada en un refugio, una madre con una fuerte depresión y una muerte inesperada, El origen de la tristeza apela al costado más doloroso y profundo de la niñez, una etapa que superficialmente se la asocia sólo con juegos y cosas felices pero que es la puerta a todo lo que va a venir después.

En conclusión

El origen de la tristeza es un film que apela a lo emocional y a la nostalgia. Melancólica y poética, peca al subrayar demasiado a través de una invasiva voz en off que es prescindible durante varias oportunidades. De todos modos, aunque no termina de funcionar como adaptación literaria, es una película que le escapa al golpe bajo aun cuando narra fuertes situaciones dramáticas, esto gracias al punto de vista del protagonista, un niño que de a poco ya deja de serlo.

Puntaje 3 3/5
Readers Rating
1 votes
5