El desafío de Biden para unir a las Américas en torno a una visión común

Los Ángeles (AFP) – El presidente Joe Biden trató de presentar una visión unificada del hemisferio occidental el jueves, incluso cuando la Cumbre de las Américas estuvo plagada de divisiones y ausencias que dificultan unir a América del Norte y del Sur en torno a objetivos compartidos sobre inmigración. , la economía y el clima.

Las diferencias en riqueza, gobernanza e intereses nacionales significan que será difícil para Biden replicar las asociaciones que ha construido en Asia y Europa. Eso creó expectativas limitadas en una cumbre organizada por Estados Unidos por primera vez desde 1994.

Con los esfuerzos diplomáticos tensos por los boicots a la cumbre y las propuestas legislativas varadas en un Congreso polarizado, Biden se ha centrado en tratar de persuadir a las empresas y al sector privado para que apoyen sus esfuerzos. Su administración espera que los lazos financieros ayuden a salvar las diferencias regionales mientras promueven el crecimiento económico y una mayor igualdad.

“Mi desafío para todos ustedes es que si dan un paso adelante y desempeñan un papel más importante en el impulso de un crecimiento inclusivo, sostenible y equitativo en el siglo XXI, sucederán muchas cosas”, dijo Biden en una carta a los directores ejecutivos. «Ninguno de nosotros podrá cumplir nuestra ambición para la región solo».

Antes de que Biden subiera al escenario, el fondo era una animación que mostraba trozos de color volando juntos para formar con precisión un mapa de América del Norte y América del Sur. Pero en realidad, el proceso estuvo casi fuera de sincronía, particularmente con el aparente boicot de la cumbre por parte del presidente de México y la incertidumbre sobre si existían los incentivos correctos para que los latinoamericanos se acercaran a Estados Unidos.

READ  Mira dentro de la costosa casa de campo de la Ucrania de Viktor Medvedchuk

“Siempre ha sido difícil encontrar un consenso en América Latina”, dijo Ryan Berg, investigador principal del Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales, un grupo de expertos con sede en Washington. «Esta es un área muy diversa, y claramente es difícil para ellos hablar con una sola voz».

En un día lleno de diplomacia, el presidente estadounidense se reunió con el primer ministro canadiense, Justin Trudeauiba a dialogar con el presidente brasileño Jair Bolsonaro Y dirigiéndose al grupo más amplio de asistentes. La vicepresidenta Kamala Harris se reunió con líderes caribeños para hablar sobre energía limpia y la primera dama Jill Biden estaba organizando un brunch para entablar relaciones con sus esposos.

miniatura de video de youtube

El día estaba programado para terminar con una cena en Getty Villa, un museo de arte con vista al Océano Pacífico.

Puede haber tensión cuando Biden se reúna por primera vez con Bolsonaro, un aliado del expresidente Donald Trump. Bolsonaro se postula para un segundo mandato y arroja dudas sobre la credibilidad de las elecciones de su país, lo que ha alarmado a los funcionarios en Washington.

Cuando Bolsonaro aceptó una invitación a la cumbre, le pidió a Biden que no lo confrontara Por sus ataques electorales, según tres ministros del gobierno del líder brasileño que pidieron permanecer en el anonimato para tratar el tema.

Jake Sullivan, el asesor de seguridad nacional de Biden, descartó la idea de que Biden haya aceptado cualquier término para reunirse con Bolsonaro.

“No hay temas fuera de los límites en ningún dúo que haga el presidente, incluso con el presidente Bolsonaro”, dijo Sullivan a los periodistas. “Espero que el presidente discuta elecciones democráticas, abiertas, libres, justas y transparentes”, agregó.

READ  Se dispararon cohetes desde Gaza contra Israel por segunda vez en cuestión de horas, después de que el ejército israelí concluyera su bombardeo de la Franja.

La naturaleza de la democracia en sí misma se ha convertido en un punto conflictivo a la hora de planificar la lista de invitados para el evento. El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, quiso invitar a los mandatarios de Venezuela, Cuba y Nicaragua, pero Estados Unidos se resistió por considerarlos autoritarios.

Al final no se llegó a ningún acuerdo y López Obrador decidió no asistir. Tampoco los presidentes de Honduras, Guatemala y El Salvador.

Honduras. El Ministro de Relaciones Exteriores, Eduardo Enrique Reyna, se pronunció sobre la decisión de la Presidenta Xiomara Castro de retirarse.

“El presidente fue muy claro en que esta cumbre debe ser una cumbre sin excepciones”, dijo Rina. Sin embargo, dijo que el gobierno hondureño está listo para trabajar en los problemas comunes y dijo: «La voluntad política para trabajar con todos los países de las Américas está ahí».

Es un recordatorio de que las relaciones con América Latina han resultado difíciles para la administración incluso cuando solidifica los lazos en Europa, donde la invasión de Rusia a Ucrania ha llevado a una cooperación más estrecha, y en Asia, donde la creciente influencia china ha afectado a algunos países de la región.

Un desafío es el aparente desequilibrio de poder en el hemisferio.

Los datos del Banco Mundial muestran que la economía de EE. UU. es 14 veces más grande que Brasil, la segunda economía más grande en la parte superior. Las sanciones que Estados Unidos y sus aliados han impuesto a Rusia son mucho más duras en Brasil, que importa fertilizantes de Rusia. Los datos comerciales indican que la región tiene vínculos profundos con China, que también ha realizado inversiones.

READ  A medida que se desencadenan múltiples crisis, Biden se dirige a la orilla

Esto deja a Estados Unidos en posición de mostrar a América Latina por qué una relación cercana con Washington es más beneficiosa en un momento en que las economías aún luchan por salir de la pandemia y la inflación ha exacerbado las condiciones.

Sullivan prometió que Estados Unidos «asignará ciertos dólares para lograr resultados tangibles» en la región, a través de la capacitación de trabajadores y dinero para la seguridad alimentaria, entre otras cosas.

“Cuando pones todo eso junto y miras el impacto práctico de lo que significará el resultado de la cumbre de los Estados Unidos para la esfera pública, tiene un gran impacto en las vidas reales y los medios de subsistencia de las personas en esta región desde el tipos de proyectos extractivos en los que China ha invertido”.

Harris se centró en la inversión del sector privado para enfrentar los desafíos de la región, particularmente cuando se trata de reducir la inmigración mediante la creación de más oportunidades económicas en sus países de origen.

___

Buck informó desde Washington. Los periodistas de Associated Press Deborah Alvares en Brasilia, Brasil, y Elliot Spagat en Los Ángeles contribuyeron a este despacho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.